zamoraenverde

zamoraenverde

Blog sobre urbanismo, paisaje, naturaleza, y otras cuestiones municipales relativas a Zamora (España).

Trece meses después

Escrito por zamoraenverde 04-02-2016 en General. Comentarios (0)

       Han pasado ya trece meses desde que escribí el último post "Despedida sin cierre", y desde entonces algunas cosas importantes han pasado en la ciudad, como la conclusión de la autovía Zamora Benavente o llegada del AVE. Pero sobre todo, el cambio de  gobierno en el Ayuntamiento, pasando de manos del PP con su mayoría absoluta a un gobierno de coalición Izquierda Unida - PSOE, recibiendo así el PP un castigo inesperado por estos lares, debido sobre todo a la pésima gestión llevada a cabo en contra de los intereses de los ciudadanos, un resultado merecido en mi humilde opinión, pues apenas contaron con la participación ciudadana, y la ciudad está peor aún que cuando llegaron: más despoblada, peor cuidada, sin apenas trabajo para la juventud, una demografía envejecida, y en lo urbano, con un casco antiguo cada vez más deshabitado con numerosos edificios, viviendas y locales vacíos, un PGOU descabellado, sin resolver el Museo de Lobo, el Parque de Bomberos, la sede de la Policía Municipal, o el desastre del fallido Centro de Congresos, por mencionar solo algunas promesas pendientes.


Cuesta de San Cipriano, con pintadas permanentes.


       Por eso, los ciudadanos hemos puesto todas nuestras esperanzas en la nueva corporación, aunque conscientes de las dificultades económicas por las que atravesamos, dificultades que impedirán llevar a cabo muchos de los proyectos que se necesitan, pero confiados en que de ese cambio tan radical surja una gestión participativa, transparente, honesta, respetuosa y decidida, para corregir todos los desmanes que se han producido en las últimas décadas.


El Puente de Piedra, necesitado de una restauración y recuperación urgente.


      Hace unos pocos meses hemos tenido la pésima noticia de la negativa de la Junta de Castilla y León para declarar Bien de Interés Cultural el Puente de Piedra. Decisión nefasta para nuestra ciudad, en la que hubo un injusto e incomprensible voto decisivo en contra, el de Rosa Valdeón, negándole así a Zamora lo que ella mismo había pedido cuando era alcaldesa. Por lo tanto, ni expediente de Bien de Interés Cultural ni partida en los presupuestos de 2016 destinada a la consolidación y restauración urgente del Puente de Piedra. Ver para creer.

    La nueva corporación a empezado a andar, y es cierto que ya se ven otras maneras de hacer las cosas, también es cierto que con más voluntad que medios, pero eso no debe servir como justificación; Hay que sacar fuerzas de flaquezas para centrarse en los problemas más acuciantes y no dejar pasar el tiempo, pues cuatro años vuelan pronto, y los ciudadanos no entenderíamos que las cosas continuaran más o menos igual al final del mandato.

    Hay mucho por hacer, y no todo lo que se necesita requiere altos presupuestos: me refiero a un cambio de actitudes, de la forma de ejercer la gestión de las diferentes concejalías, corrigiendo problemas enquistados como la actualización de los planes urbanísticos, la gestión del arbolado, parques y jardines, solucionar la caótica recogida de residuos urbanos, limpieza de calles, paseos y edificios, conseguir un plan urgente para revitalizar el casco antiguo, el Mercado de Abastos, el agujero de la Universidad Laboral, el Museo de Baltasar Lobo, promocionar el pequeño comercio con ayudas, proceder a una revisión total de la movilidad urbana, aparcamientos, aceras, terrazas, pasos de peatones, retirando el equipamiento inútil que no sirve más que para estorbar y afear, etc. etc. como ya he ido describiendo en los diferentes artículos publicados. 


Casa del Guarda en el bosque de Valorio, que sigue sufriendo maltrato institucional.


       Por eso, y sin querer ser reiterativo, aunque no queda más remedio pues muchos asuntos parece que siguen enquistados, voy a continuar "denunciando" con mi mejor intención, todo aquello que considero debe ser corregido, con la premisa principal de que no requiera grandes partidas presupuestarias. Aportando mi grano de arena desde este blog, para que Zamora vuelva a recuperar la ilusión, mejorando la vida de todos sus ciudadanos, sin olvidar el deseo de que regresen todos aquellos que se han visto obligados a emigrar en contra de su voluntad.

      Como nos relata García Márquez en su magnífica novela "El amor en los tiempos del cólera", refiriéndose a una ciudad colombiana, donde se desarrolla la novela:

      "El doctor Juvenal Urbino queria sanear el lugar, queria que hicieran el matadero en otra parte, que construyeran un mercado cubierto con cupulas de vitrales como el que habia conocido en las antiguas boquerias de Barcelona, donde las provisiones eran tan rozagantes y limpias que daba lástima comérselas. Pero aún los más complacientes de sus amigos notables se compadecían de su pasión ilusoria. Asi eran: se pasaban la vida proclamando el orgullo de su origen, los méritos históricos de la ciudad, el precio de sus reliquias, su heroismo y su belleza, pero eran ciegos a la carcoma de los años. El doctor Juvenal Urbino, en cambio, le tenia bastante amor para verla con los ojos de la verdad".


                                                   Febrero 2016 

Despedida sin cierre

Escrito por zamoraenverde 02-12-2014 en Urbanismo. Comentarios (0)

Zamora, Cuesta de Balborraz. 


      Cuando comencé a escribir el primer post de zamoraenverde, allá por enero de 2009, no imaginaba que duraría tanto y ya han pasado cinco años. Como toda actividad nueva que uno empieza y sobre todo en este mundo virtual de internet, tampoco pensaba que llegasen a leerlo más que los amigos cercanos a los que invité a hacerlo, pero cual fue mi sorpresa cuando me iban llegando mensajes de muchas personas que no conocía, y no solo de Zamora, también de otras provincias e incluso de otros países.

      Ha sido gratificante, pues me ha servido para recopilar pensamientos y opiniones sobre asuntos urbanos y medioambientales de nuestra ciudad en 111 post, y para ello he tenido que leer muchas otras noticias, entrevistas de expertos y normativas que sirvieran para cumplir mejor aún mi objetivo, por lo que yo también he aprendido mucho.

      Espero y así lo creo, que haya servido para algo, pero sobre todo para que la gente que me haya seguido haya dedicado un poco de su tiempo para analizar y discutir mis propuestas, unas más acertadas que otras supongo, pero todas planteadas desde el respeto y con la crítica constructiva que debe darse en estos casos. Si además ha servido para corregir acciones o soluciones municipales, mejor que mejor. Algunos asuntos ya han cambiado, otros están a la espera de que futuros responsables políticos tengan una nueva y mejor visión sobre el medioambiente y el urbanismo. 

      Por eso, transcurridos estos cinco años, y tras pasar diversas vicisitudes (cambio de servidor, dificultad penosa para subir las fotografías con el servidor actual, creación de una nueva página de "zamoraenverde" en Tumblr) quiero despedirme, aunque no definitivamente -por eso lo de "sin cierre" del título-, ya que si surge alguna cuestión nueva que considere importante seguiré aportando mi opinión, aunque no ya con la periodicidad mensual que tenía por costumbre. 

      Creo que he abarcado casi todos los temas más importantes que me han preocupado (consciente de que aún quedan otros por tratar, pues la vida sigue), y me gustaría pensar que hayan servido para mejorar nuestra querida Zamora, tan maltratada en demasiadas ocasiones.

      Las fotografías que he utilizado, han mostrado en general situaciones a corregir y por lo tanto han tenido que resaltar lo inadecuado, feo o mal hecho. Sí que utilicé fotos bellas de Zamora y de su paisaje con el Duero para el saludo del primer post, y quiero acabar esta etapa también con fotos agradables, esta vez de otras ciudades que han sabido compatibilizar el uso actual con el cuidado ejemplar de su patrimonio urbano, por lo que considero deberían servirnos como espejo en el que mirarse humildemente para aprender y mejorar entre todos la ciudad -Zamora- donde hemos nacido o nos ha tocado vivir. Espero que os gusten:


1- Santiago de Compostela, ejemplarmente conservada.


c-eceres-11-.jpg

2- Cáceres, Patrimonio de la Humanidad.


granada-070113.jpg

3- Granada con su barrio del Albaicín, uno de los núcleos antiguos de la Granada musulmana.


mir-i-023.jpg

4- Evocador Casco Antiguo de Gerona.


c-ediz-14-49-.jpg

5- Vejer de la Frontera declarado Conjunto Histórico-Artístico (Cádiz)


1417629782_guimaraes-14-15-.jpg

6- Gimarães (Portugal) un ejemplo de rehabilitación y recuperación de cascos históricos reconocido a nivel mundial.


1417626029_praga-09-163.jpg

7- Praga (República Checa), la ensoñadora ciudad de las cien torres.


provenza-arl-os-0331.jpg

8- Arlés (Francia) absoluto respeto por el pasado y una de las ciudades más interesantes de la Provenza.


oporto.jpg

9- Oporto (Portugal), la encantadora pátina decadente del país vecino.


d-aa-4-gante-18-.jpg

10- Gante (Bélgica) la más hermosa y animada ciudad de Flandes.


ferrara-141-24-.jpg

11- Ferrara (Italia) con su centro histórico bellísimo, caracterizado por el plan urbanístico medieval y renacentista.


12- Vitoria, ciudad verde, otro buen ejemplo de ciudad con un diseño urbanístico ejemplar. 


                        

                                                                                           Diciembre 2014




Andamios enquistados

Escrito por zamoraenverde 13-11-2014 en Urbanismo. Comentarios (0)

El estallido de la burbuja inmobiliaria, y la mala gestión urbanística municipal, nos ha dejado de herencia entre otras muchas desgracias (edificios derribados, solares abandonados, construcciones sin terminar, cierre de empresas, etc.) unos molestos artilugios que se enseñorean brutalmente por las calles más céntricas de nuestra ciudad. Se trata de esos enormes andamios de hierro instalados para sujetar las fachadas de algunos edificios, lo único que nuestro pacato Plan General protege de ellos.

Después de llevar a cabo los derribos de edificios con toda celeridad, para asegurarse que nuevas normativas más respetuosas se lo puedan impedir, se instalaron unos enormes y costosos andamios que por la parálisis del sector, permanecen años y años sin que se haya iniciado la construcción. Y ahora además, la situación es aún peor por la gravísima crisis que atraviesa nuestro país, por lo que han acabado enquistados, provocando molestias, ocupación del espacio público, deterioro ambiental, suciedad e incluso peligro para los viandantes.

He traído cuatro casos que paso a comentar:

dscn4357.jpg

Andamio que ha estado muchos años en Víctor Gallego.



El primer andamio se encuentra –encontraba- en la calle de Víctor Gallego, ya que afortunadamente, por fin ha sido retirado por iniciativa municipal en este mes de noviembre después de ¿cuántos años? Aunque se agradece la iniciativa, ahora nos ha dejado a la vista un edificio medio derruido, despojado de sus carpinterías y con un aspecto  tan deteriorado y abandonado, que parece más bien el triste superviviente de una situación bélica. Pero además, locales comerciales desocupados, aceras estropeadas y hasta un árbol “asesinado” por la brutal ocupación del andamio.

edificios-vac-aos-11-2-.jpg

Andamio en la calle de San Torcuato.


El segundo, se haya ubicado en medio de la peatonal calle de San Torcuato. Como en nuestra ciudad la cultura de la rehabilitación ha brillado por su ausencia, también fue demolido todo el edificio, manteniendo únicamente su fachada, que claro, tuvo que ser sujetada por un enorme andamio que lleva también muchos años. Los inconvenientes provocados por ese dinosaurio metálico son numerosos: deterioro de una zona comercial de primer orden, impedimento para acabar la última pavimentación que se hizo en esa calle, molestias para los paseantes, y deterioro también de un entorno del casco histórico, que han intentado paliar colocando fotografías una y otra vez para disimularlo sin conseguir nada, claro. 

dscn6811.jpg

Andamio en la Rúa de los Notarios c/v a calle Infantas.


El tercero, que se encuentra en la Rúa, lleva tanto tiempo que parece estar esperando a que sea declarado de interés histórico, para así competir con los edificios románicos que hay en su entorno, la iglesia del Carmen de San Isidoro y hasta la mismísima la Catedral. Se levanta delante de una gran solar, lleno de maleza, para sujetar una fachada tan maltratada que dudo que ya merezca la pena su recuperación. 

Además del notable deterioro de un entorno de primer orden para Zamora, está ocupando la mitad del ancho de la calle Infantas.

dscn6812.jpg

El cuarto, se ha tenido que instalar recientemente para proteger a los viandantes de las posibles caídas de cascotes de una antigua fachada de un edificio también abandonado, situado en la rúa de los Francos. Esperemos que antes de que llegue la próxima semana santa (auténtico y según parece, único motor de aceleración en la ciudad) se haya resuelto para evitar otros problemas, como sería impedimento del paso de numerosos desfiles procesionales.

Uno se pregunta ¿para qué necesitamos un Ayuntamiento que ha favorecido construir tantos nuevos edificios sin necesidad, en zonas tan alejadas que no eran ciudad, y se ha olvidado tan descaradamente de mantener la ciudad que hemos heredado de nuestros mayores?

Hay que exigir por lo tanto al Ayuntamiento, que como en el caso del andamio de Víctor Gallego, tome medidas para retirar cuanto antes los demás andamios, pero no solo eso, también debe recordar a sus propietarios que las licencias caducan y que así no pueden permanecer eternamente ni solares ni edificios, por lo que de no actuar ellos, deberá tomar la iniciativa y hacerlo subsidiariamente.

                                                                                          

                                                                                Noviembre 2014


Arboledas enfermas

Escrito por zamoraenverde 02-10-2014 en Medioambiente. Comentarios (1)

platanos-enfermos-re-4-.jpg

Plátanos enfermos en la Avenida de Requejo.


platanos-enfermos-re-2-.jpg

Arboleda sana, sin podar, en la avenida de Requejo.


Cualquier zamorano que mire con un mínimo de atención a los árboles plataneros (platanus hispánica) que jalonan nuestras principales calles, plazas y paseos, habrá podido apreciar que numerosos ejemplares presentan un estado lastimoso con todas sus hojas arrugadas y secas en pleno verano (la mejor época para disfrutar del verdor de su frondosidad). Un problema que no solo afecta a nuestra ciudad, ya que los plátanos de Salamanca, Valladolid, y otras ciudades supongo, también tienen esta enfermedad, que según los expertos se llama antracnosis. 

Pues ya han salido a la palestra algunos políticos del área y, sin entrar a valorar sus declaraciones, salta a la vista que aprovechando que el “Pisuerga pasa por Valladolid”, empiezan a cargar como suele ser costumbre contra los árboles, culpándoles de su enorme tamaño, del levantamiento de aceras por las raíces y del alto coste de los tratamientos y su agresividad, ya que se utilizan productos químicos nocivos para el medio ambiente. Así podemos ver y leer noticias como “El plátano de sombra deja de reinar en Valladolid” (El Norte de Castilla, 25 marzo 14), o “Un hongo provocado por la humedad ataca a los plataneros de la ciudad”  (La Opinión de Zamora, 26 julio 14), sin pararse a pensar o preguntar -según parece- a los verdaderos expertos, cuales son las causas que han provocado esta nueva situación.


1412349101_platanos-enfermos-re-7-.jpg

Plátanos en buen estado -no se podan- en la calle de Magallanes.


1412418873_platanos-enfermos-re-9-.jpg

Plátanos enfermos -que se podan todos los años- también en la calle Magallanes.


Yo, en mi humilde opinión, he venido aconsejando que estos árboles, que  son muy resistentes y longevos, deben plantarse suficientemente alejados de los edificios -o viceversa, si es el árbol el que está plantado antes- para evitar molestias (se aconseja entre 6 y 10 metros), con amplios alcorques, y suficientemente separados entre ellos para que puedan crecer sanos y llegar a alcanzar todo su  imponente porte (no como los plantados en la carretera de la Aldehuela, tan próximos que apenas pueden crecer); pero sobre todo, evitando las habituales podas tan brutales que los dejan sin la mayor parte de sus ramas, debilitándolos y aumentando así la posibilidad de que enfermen. Luego ya se sabe, un ser vivo enfermo como son estos árboles, están más expuestos a los ataques de esos y de otros hongos, como el oidio blanco. Un árbol sano en cambio, es mucho más resistente a cualquier tipo de enfermedades.

Esto que acabo de comentar se manifiesta claramente en los plátanos que tenemos en Zamora, y que cualquiera puede observar:

Los árboles que se han podado y/o desmochado de forma exagerada como los de la plaza de Viriato, los de la acera de los números impares de la Avenida de Requejo (entre Cardenal Cisneros y la Amargura) y los de la calle Magallanes que lindan con el Parque de León Felipe, por poner solo tres ejemplos, presentan un grado muy alto de dicha enfermedad.

En cambio, otros ejemplares que apenas se han podado, en esas mismas calles o en otras como los de Cardenal Cisneros o los de La Marina, presentan un aspecto vigoroso y completamente sano, o con una incidencia mínima de la enfermedad. ¿Algo tendrá que ver entonces, digo yo, esas formas de podar y desmochar los árboles? 


Arboleda de la Plaza de Viriato, que se poda cada año, enferma.


Por lo tanto, suplico a los responsables municipales que antes de sentenciar a un árbol que viene acompañándonos desde hace muchos años por la agradable sombra que nos proporciona además de otros notables beneficios, y de acudir a esos costosos y nocivos tratamientos, cumplan primero con las sencillas normas que necesitan para mantenerse fuertes y sanos, que son bien elementales como ya hemos visto, evitando sobre todo las podas innecesarias; Luego, si la enfermedad persiste, ya habrá ocasión de tomar otras medidas más drásticas, siempre contando con el criterio de los más expertos.  

Añado un enlace de opinión sobre talas, podas y otras malas acciones contra los árboles de Ramón Rodríguez Sanz, que publicóLa Opinión de Zamora (14-07-2007):

“Los árboles son sus enemigos” 

http://www.laopiniondezamora.es/secciones/cartaLector.jsp?pNumEjemplar=1951&pIdCarta=1916


cardenal-cisneros.jpg

Arboleda en bastante buen estado en Cardenal Cisneros.


                                                  Octubre 2014

Poblados despoblados

Escrito por zamoraenverde 18-09-2014 en Edificios abandonados. Comentarios (0)

duero0046.jpg

Paisaje del poblado de Villacampo.

Tras mi reciente visita al poblado de Castro de Alcañices (Zamora) y después del clarísimo análisis realizado por Juan Goytisolo sobre La destrucción del paisaje, víctima del desaforado e inculto boom inmobiliario de las últimas décadas, no he podido por menos que dedicar un post a la situación de abandono en que se encuentran algunos poblados construidos en la primera mitad del pasado siglo en nuestra provincia (supongo que esta situación se repetirá también en otros lugares)

Se trata de los poblados de Castro de Alcañices, Villalcampo y Ricobayo, tres poblados delicadamente proyectados y bien construidos que presentan un grado de abandono y deterioro imperdonables, sobre todo cuando se ha construido tanto y tan mal por todo el país.

Aunque no todos están en la misma situación, parece que el destino que les espera les llevará al abandono total si no se hace algo a tiempo para su recuperación. Sí, ya sé que son de propiedad privada, pues fueron construidos por la antigua empresa Iberduero (hoy Iberdrola) para albergar a los trabajadores de las centrales hidráulicas que se construyeron en aquellos años. La situación ha cambiado y ya no se necesitan esos trabajadores, pero no entiendo como nuestra sociedad no es capaz de dar un uso alternativo a unas casas tan bellas, levantadas en unos lugares privilegiados a las orillas de los ríos Duero y Esla, ya sea como residencias vacacionales, turismo rural o cualquier destino social cuando hay tanta gente sin vivienda, desahuciada por culpa de la grave crisis que estamos sufriendo.

No todos presentan el mismo grado de abandono y deterioro, veamos:

1411207039_ricobayo-2.jpg

Una de las casas unifamiliares del poblado de Ricobayo, bien conservada y con un jardín cuidado.

El de Ricobayo es el que está en mejores condiciones, pues mantiene aún algunas viviendas ocupadas de las cerca de 40 que tiene, pero las instalaciones comunitarias como cafetería, comercios, iglesia y colegio están sin ningún uso. Además los pocos habitantes que quedan están haciendo algunas reformas para adaptarlas a sus nuevas necesidades, pero sin el cuidado y respeto que se merecen, como sustituir los fraileros de madera por persianas, las puertas de madera por otras de aluminio, etc. ; por no citar también el continuo abandono en el cuidado de los jardines privados que lucieron tan hermosos hasta no hace demasiado tiempo. 

Es el que tiene más posibilidades de subsistir al encontrarse ubicado cerca del pueblo de Muelas del Pan, contando con los servicios municipales que este ofrece.

1412098686_ingeniero.jpg

La llamada casa del ingeniero del poblado de Villalcampo.

El de Villalcampo, consta de unas 30 bonitas viviendas unifamiliares, bien diseñadas con su parcela perfectamente ajardinada con vistas al río Duero, aparcamientos, iglesia y una casa rural (que no sé si funciona), pero que se encuentra totalmente despoblado y aunque lo siguen manteniendo, poco a poco va perdiendo su razón de ser y le llegará la hora del vandalismo que acabará destruyéndolo como le ha pasado al de Castro.


castro.jpg

Casas del poblado de Castro en bloques de 2 y 4 plantas con muros de piedra y enfoscados.

Por último, el que está en peor situación de es el de Castro de Alcañices, víctima del abandono primero, y del vandalismo después. Un poblado de 8 edificios de viviendas colectivas y casas adosadas que cuenta también con su iglesia, plaza, aparcamientos con marquesinas, etc.  encaramado en el monte con excelentes vistas al río Duero.

Sirva pues este post, para hacer una llamada a los Ayuntamientos locales, autoridades regionales y provinciales, para buscar una solución conjunta con los propietarios actuales que evite su total destrucción y desaparición.

Algunas noticias:

Según las estadísticas del primer trimestre de 2012 cada día se produjeron una media de 517 desahucios en España

Una familia desahuciada recibe una casa en Alcalá de los Gazules (europasur.es  20-04-2013):

http://www.europasur.es/article/provincia/1506084/una/familia/desahuciada/recibe/una/casa/alcala/los/gazules.html

                                                    Septiembre 2014